Si regaláis joyas en el día de los enamorados, conoced la cara oscura de este negocio

Si sois de las personas que les gusta obsequiar todo tipo de joyas en el día de los enamorados, entonces tendréis que leer este artículo debido a que posiblemente desconozca el origen de todas estas gemas que le regala tan cortésmente a su pareja para afianzar su amor. Y decimos que lo tiene que leer ya que la historia detrás de una simple joya es muy sombría. No es por ser aguafiestas, más aún si usted es de las personas que regalan joyería para demostrarle todo su amor a su pareja, pero es necesario saber que detrás de la fabricación de estas joyas ya sean de oro, diamantes, rubíes o de cualquier piedra preciosa hay muertes de inocentes y trabajos que rayan en la esclavitud.

La explotación de piedras preciosas, un negocio turbio y lleno de afrentas a las leyes

Empecemos por aclarar que el problema con las piedras preciosas es real. Y lo más grave es que nadie sabe el origen exacto de estas piedras, solo vemos el producto final y ya, esto debido a que es un negocio muy lucrativo pese a que muy pocas personas pueden acceder a este mercado. Además de esto, se estima que más de 25 millones de personas trabajan en minas de oro y de piedras preciosas en condiciones de peligro. Aunado a esto, alrededor de 2 millones de niños son empleados en dichas minas, lo que es una clara afrenta a las leyes de trabajo de todo el mundo, debido a la peligrosidad del trabajo muchas personas mueren o resultan gravemente heridas debido a accidentes en el mismo.

Además de no tener las herramientas necesarias ni el equipamiento adecuado para estar en minas de oro y de piedras preciosas, los mineros se exponen al mercurio, un peligroso material tóxico que se utiliza para la extracción del oro, se ha demostrado científicamente que el mercurio causa muchos daños a nivel cerebral y estos son claramente irreversibles.

Los mineros son explotados y obligados a trabajos forzosos

Esto es normal en las minas; que sus trabajadores laboren de manera forzosa y por largas jornadas, lo que es una afrenta directa al derecho internacional. Además de explotar a los trabajadores, ha habido casos en que se desplazan de territorios ancestrales a poblaciones nativas enteras, como ha ocurrido en África y en Sudamérica, además de que la minería ilegal es un grave problema alrededor del mundo, puesto que, al sumar los elementos negativos antes mencionados con el factor de que este tipo de minería ha financiado grupos irregulares, guerrillas y grupos terroristas que generan conflictos en países y los arrastran a una violencia sin precedentes, como masacrar a la población civil y hasta son víctimas de crímenes sexuales.

Varias industrias mineras han hecho avances; pero no son suficientes

Hay muchas industrias de minería de piedras preciosas que se han ajustado a algunas reglamentaciones internacionales, así como también hay muchas casas de joyería que rastrean la procedencia de sus piedras preciosas, pero son muy pocos los esfuerzos y no se ven beneficios a gran escala.

Aparte de regular los derechos de los trabajadores y de que los diamantes no financien masacres ni otros delitos, está la cuestión del medio ambiente, esto debido a que para la extracción de oro, diamantes y otras piedras, no se ha logrado solventar el problema de la deforestación de grandes áreas selváticas y boscosas, el vertido de mercurio a ríos, entre otros crímenes contra el ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *